La Web de Negocios de la Hotelería y la Gastronomía
Texto
Curiosidades
Un vodka a base de leche de vaca

El Black Cow es el primer vodka del mundo cuya base es la leche de vaca. Su creador es Jason Barber, un granjero de West Dorset (Inglaterra), quien lo elabora a partir del suero que se descarta cuando se preparan los quesos, el que se procesa y se destila a través de un alambique de cobre.

La bebida tiene un 40% de graduación alcohólica, textura suave y cremosa, y sabor final a pimienta y limón.