La Web de Negocios de la Hotelería y la Gastronomía
Texto
Internacionales
Los siete restaurantes que nunca más podrán ser los mejores del mundo

Era una propuesta que estaba dando vueltas en el mundillo gastronómico: después de más de 15 años, los influyentes premios The World’s 50 Best necesitaban una renovación. Y sus responsables tomaron nota: acaban de anunciar que los siete restaurantes que ya fueron elegidos como el mejor del mundo en alguna de sus ediciones no podrán volver a competir. Ese olimpo de la gastronomía pasó a integrar ahora un club llamado Best of the Best y no podrán volver a participar del ranking “clásico”, que cada año elige al mejor restaurante del mundo.

Esta división no se aplicará a los rankings regionales, como el de América Latina y Asia. Los restaurantes que están ahora en el Best of the Best son El Bulli, el restaurante de Ferran Adrià, cerrado actualmente y que fue elegido mejor del mundo cinco veces (en 2002 y entre 2006 y 2009); The French Laundry (un restaurante de cocina francesa en California, premiado en 2003 y 2004); el británico The Fat Duck (2005); El Celler de Can Roca, de los hermanos Roca, en Girona (2013 y 2015); el italiano Osteria Francescana de Massimo Bottura (2016, 2018) y el neoyorquino Eleven Madison Park (2017). En el caso del danés Noma, puede competir sólo en su nueva locación (en la anterior fue premiado cuatro veces, en 2010, 2011, 2012 y 2014).